Hydrofoil

Hydrofoil ¿el futuro de los deportes acuáticos?

Descubre el Hydrofoil el nuevo invento que está siendo sensación en todo el mundo,​ cada vez son más los deportistas que lo practican.

 Hydrofoil la nueva tabla que está revolucionando los deportes acuáticos en todo el mundo

El invento del Hydrofoil

Hydrofoil el nuevo invento que está siendo sensación en todo el mundo,​ cada vez son más los deportistas famosos que lo practican e inspiran a otros surfistas. Como son ​Laird Hamilton, que fue el primero en poner a prueba este invento en una tabla de surf, lo que se conoce como Foil surfing, y ver sus posibilidades en olas grandes.

Kai Lenny quien también lo puso a prueba en otros deportes como es el Kitesurf, Windsurf y Bodyboard.

​Otros surfistas son defensores de este invento como Twiggy Baker​, ​aunque existe un número de detractores que consideran este deporte es poco natural y que pierde la esencia del surf.

Aunque parezca algo realmente nuevo ​el Hydrofoil está basado en un invento de principios del s. XX, creado por el ingeniero italiano Enrico Forlanini que desarrolló el primer «hidroala». ​A la cual, otros investigadores fueron realizando mejoras, llegando a desarrollar barcos a motor que podían desplazarse a gran velocidad.

Cómo Funciona

El hydrofoil es una nueva forma de navegación que funciona mediante un sistema que compuesto por un mástil más un ala debajo de la tabla, situada en la parte del tail,​ ya sea surf, kitesurf, windsurf o paddle surf. Lo que permite un movimiento por inercia que simula a ir volando​, todo esto se debe a que se disminuye el roce con la superficie marítima, y de esta manera la energía que se necesita para que se mueva es menor.

Hydrofoil

Movimiento en Hydrofoil

Lo que supone una serie de ventajas, como poder llegar a olas que de otras formas son imposibles debido a la fuerza que generan,​ o ​en los deportes de vela es necesario menos viento​, lo que permite utilizarlo aun cuando las condiciones no son propicias. ​Además la sensación de volar sobre el agua es algo que merece la pena experimentar.

Hay que tener en cuenta que no se debe practicar en zonas con bañistas ​ya que la ala es bastante grande y más difícil de controlar que una tabla de surf. ​Por lo que el tiempo de aprendizaje suele llevar un tiempo, pero los movimientos son similares a los del skate surf,​ impulsando la tabla con el juego de caderas y peso de las rodillas.

Estas tablas ya se pueden comprar en nuestro país, pero el precio suele ser alto entre los 1200€ y 1500€​. Además ​existen tablas eléctricas que tienen un motor en la ala​ que se conecta por bluetooth a un mando que lleva el tripulante.